Creatividad una cualidad para los emprendedores

Las siete cualidades de un emprendedor con creatividad más importantes que son:

  1. Fluidez de ideas.
  2. Flexibilidad de pensamiento.
  3. Capacidad de improvisación.
  4. Capacidad para utilizar la imaginación constructiva.
  5. Capacidad para el trabajo intenso.
  6. Disposición para aceptar las incertidumbres.
  7. Disposición para poner todo en tela de juicio.

 

  1. Fluidez de ideas.

Las personas que presentan una gran cantidad de ideas en unos cuantos minutos tienen un nivel elevado de fluidez de ideas, que es una medida de la creatividad.

Esto se mide por la cantidad de ideas no por su calidad. La fluidez de ideas le sirve al vendedor para solucionar problemas. Cuanto mayor sea el número de soluciones posibles, tanto mayores serán las probabilidades de que se encuentre alguna apropiada.

  1. Flexibilidad de pensamiento.

Originalidad, es la capacidad de producir una gran variedad de ideas, así como también un gran número de ellas, los pensadores creativos son flexibles, están dispuestos a abandonar los modos antiguos y tradicionales de pensamiento, para aventurarse en otros nuevos.

Además de que son personas que tienen más confianza en sí mismas, son más reflexivas en su modo de pensar y se muestran más tolerantes frente a las incertidumbres de los demás.

  1. La capacidad de improvisación.

Es cuando se toma algo familiar y se utiliza de un modo nuevo o diferente. Algunos vendedores poseen esta capacidad si pueden realizar lo habitual de modo desacostumbrado, cuando demuestran sus productos. Los vendedores creativos improvisan en muchas formas distintas.

  1. La capacidad para utilizar la imaginación constructiva. cv

Es cuando se representa la solución de un problema, mediante experiencias presentes y pasadas. Esto es, poder idear los detalles de un plan determinado, o de una presentación de ventas a un cliente.

  1. Capacidad para el trabajo intenso.

Mucha gente cree que un vendedor creativo es una persona que puede pensar un instante y aportar alguna idea brillante que le permita vencer la renuencia o las objeciones de los clientes. Otras personas se sienten inclinadas a considerar que un individuo creativo encuentra soluciones desacostumbradas u originales de buenas a primeras. No es así, lo más frecuente es que un vendedor creativo se lleve los problemas a su casa, reflexione y trabaje en ellos durante bastante tiempo.

  1. Disposición para aceptar las incertidumbres.

Una persona creativa evita pensar en las respuestas a los problemas en las formas tradicionales o convencionales. Estará dispuesta a poner a prueba ideas nuevas y singulares y no temerá a los resultados embarazosos ni al fracaso. Un ejemplo podría ser el experimentar formas nuevas de abordar a un cliente sin prejuiciarnos a su rechazo.

  1. Disposición para poner todo en tela de juicio.

Las personas comienzan a ser creativas cuando se deciden a hacer preguntas. Mucha gente acepta al mundo como es, sin discusiones. Se ajusta a la vida sin tratar de modificarla, por el contrario, los individuos creativos ponen en tela de juicio todo lo establecido y, después de hacer sus preguntas tratan de encontrar las respuestas mediante estudios y experimentación.

Casi todos los grandes avances de la humanidad se iniciaron cuando alguien comenzó a hacerse preguntas. En este caso tener la libertad de preguntarle al cliente qué es lo que desea para poder satisfacer su necesidad.

Además de contar con las características anteriormente mencionadas, el Ejecutivo creativo debe tener en relación con su personalidad las siguientes cualidades:

  1. Apariencia Física: Causar una buena impresión a los clientes, limpio.
  2. Vestuario: La ropa adecuada a la ocasión, se recomienda ropa conservadora para la mujer y corbata para el hombre.
  3. La voz y los hábitos de conversación: Mejorar la pronunciación, el tono, el timbre, la tartamudez, etc.
  4. Educación y Modales: Se muestran en el modo de hablar y de actuar, se recomienda saludar y despedirse del cliente.
  5. Inteligencia: El profesional en ventas debe ser rápido, lúcido, capaz de pensar con agilidad.
  6. Seriedad: Cumplir con las fechas en las que se quedó con el cliente.
  7. Reír en el momento oportuno: Reírse con los clientes y no de ellos.
  8. Seguridad: Tener el control de la situación de ventas.
  9. Autocontrol: Debe ser capaz de controlar sus emociones y sentimientos negativos hacia el cliente.
  10. Responsabilidad: El autocontrol y los buenos hábitos de trabajo dependen del sentido de responsabilidad.

Y algunas características y hábitos personales que deben de evitarse son:

  • Criticar a los demás.
  • Discutir
  • Torpeza en el manejo del humor.
  • Pereza
  • Impaciencia