El Entrenamiento fuente de crecimiento y desarrollo 1ra. parte

La vida del hombre es aprender y adquirir sabiduría para ser competente en todo momento. El que tiene conocimientos puede ser útil y productivo, mientras que el que se estanca en sus conocimientos, se vuelve inútil e improductivo. La persona que labora en una organización, pasa al menos allí una tercera parte de su vida y espera recibir a cambio algo más que una remuneración económica. Espera adquirir constantemente más y mejores conocimientos que le permitan desarrollar nuevas habilidades físicas y mentales.

Las personas son el cúmulo de conocimientos y experiencias que han asimilado de los trabajos en los que ha colaborado a lo largo de los años. Para realizar sus sueños y ambiciones personales, las personas que no están hechas para trabajar en una organización, tienen las opciones del deporte, del arte o del comercio.

Hablar del ENTRENAMIENTO implica hablar del conjunto de conocimientos y habilidades que requiere una persona dentro de una organización para ser efectiva y eficiente en las funciones que desempeña. En la medida que una persona reciba mayor entrenamiento y mayores oportunidades, mayor será su aportación y desarrollo dentro de la organización.

Una organización requiere dar entrenamiento a su personal para lograr desarrollar todo su potencial, y en algunos casos, para cubrir deficiencias académicas de sus colaboradores. De hecho, para muchas personas, su segunda escuela es la propia organización. Es allí donde complementan su formación profesional.

El entrenamiento, para que sea efectivo, requiere tomarse/impartirse en una dosis basada en cuatro estrategias:

  • EDUCACIÓN,
  • CAPACITACIÓN.
  • ADIESTRAMIENTO, E
  • INSTRUCCIÓN.

Estas cuatro estrategias forman lo que hemos denominado en Mr. SapiensMR el MODELO ECAI (nombre formado por la primera letra de cada estrategia). Cada una de las cuatro estrategias, le proporciona a las personas y a la organización, un conocimiento o habilidad diferente y complementario entre sí.

Al comprender la importancia e interacción de cada una de estas cuatro estrategias (Educación, Capacitación, Adiestramiento e Instrucción) se descubre que la preparación de una persona o una organización, es algo ligeramente mas complicado que simplemente darle unos cuantos cursos esporádicos de capacitación.

La dosis de entrenamiento que requiere una organización, varía de un período a otro en función de su nivel de competitividad. Sin embargo, lo importante año con año, es proporcionarle a los colaboradores una dosis adecuada de cada una de las cuatro estrategias.

 

MODELO ECAI

EDUCACIÓN. Es la cantidad de información y conocimientos que tiene el colaborador acerca de la organización donde labora.

La EDUCACIÓN se enfoca a mejorar las actitudes del personal, al darle a saber porque se hacen así las cosas dentro de ésta organización. En este contexto, EDUCACIÓN no significa grado académico o escolaridad del personal. Un ejecutivo o un colaborador de recién ingreso a una organización, no está educado en su nueva organización, a pesar del curriculum con que pueda contar. En cambio, cualquier persona que tenga una antigüedad mayor a tres años y medio está educada con relación a su organización, porque ya la conoce muy bien.

Algunos de los aspectos que describen la EDUCACIÓN, son los conocimientos de misión, filosofía, valores, normas, productos, estructura, funciones, compromisos, objetivos, premisas, prioridades, competidores y ventajas competitivas de la organización, entre otros. Los eventos de educación los debe diseñar la propia organización de acuerdo a la información que ha generado y a sus necesidades específicas, e impartir de preferencia con sus propios instructores internos.

CAPACITACIÓN. Es el conjunto de conocimientos generales que se le proporciona al colaborador, para ayudarle a tener contexto de las situaciones y a reforzar su sentido común, permitiéndole así realizar mejor su trabajo.

Algunos aspectos que describen la CAPACITACIÓN son los conocimientos de finanzas, ventas, mercadotecnia, planeación, calidad, crédito y cobranza, relaciones humanas, informática y producción, entre otros.

Cada persona requiere un tipo de CAPACITACIÓN, en función del puesto que desempeña. La CAPACITACIÓN se orienta a que la persona tenga conocimientos de su puesto, aprenda a conocer el impacto de sus decisiones en el resto de la organización y que aprenda a reconocer que la organización es un organismo vivo, sujeto a las mismas leyes de la vida. Si hace lo correcto, la organización progresará, si hace lo incorrecto, la organización tropezará.

ADIESTRAMIENTO. Es el desarrollo de las habilidades y destrezas de los colaboradores que garantizan que cada uno de ellos sea un experto en su correspondiente puesto de trabajo.

Algunos de los aspectos que describen el ADIESTRAMIENTO, son los conocimientos relacionados directamente con la especialidad que maneja dentro de la organización. Alguien está correctamente adiestrado, cuando resuelve adecuadamente los problemas que se le presentan y puede enseñar a otros lo que él conoce.

Todas las áreas de la organización requieren de expertos en: finanzas, producción, ingeniería, mercadotecnia, informática, comercialización, ventas, recursos humanos, diseño, etc. El adiestramiento se obtiene con la combinación de teoría y práctica.