Estamos de Fiesta con Martín y Lucero

Para Grupo Albe Consultores, S.C. es un gran honor comunicar a todos nuestros amigos, colaboradores y clientes la unión matrimonial de nuestro Director General, Martín Gerardo Álvarez Torres con Lucero Castro Sánchez, nuestra Directora de Administración, quienes formalizarán su compromiso el próximo viernes 11 de octubre.

MartinLucero

EL MATRIMONIO* pudiera compararse a un viaje lleno de sorpresas, unas gratas y otras dolorosas. A medida que la pareja recorre el “trayecto”, van surgiendo obstáculos inesperados, y algunos les pueden parecer insalvables. Pero muchos realizan ese “viaje” felizmente, sin graves percances. Hay que tener presente que el éxito de un matrimonio no se mide por los altibajos que se experimenten, sino por la manera de afrontarlos.

¿Qué puede contribuir a que el viaje por los caminos del matrimonio sea agradable y exitoso? Muchas parejas ven la necesidad de consultar un “mapa de carreteras” que las dirija. El “mapa” más confiable proviene del Fundador del matrimonio: Jehová Dios. La Santa Biblia, contiene consejos que los casados han de seguir para ser felices en su matrimonio (Salmo 119:105; Efesios 5:21-33; 2 Timoteo 3:16).

  • Trate el matrimonio como algo sagrado. “Lo que Dios ha unido bajo un yugo, no lo separe ningún hombre.” (Mateo 19:6).
  • Hable con respeto. “Las palabras desconsideradas hieren como una espada, la palabra de un sabio será el remedio.” (Proverbios 12:18, La Nueva Biblia Latinoamérica, 2005) .
  • Cultive la bondad y la compasión. “Háganse bondadosos unos con otros, tiernamente compasivos.” (Efesios 4:32).
  • Sea humilde. La Biblia dice que “no [hagamos] nada movidos por espíritu de contradicción ni por egotismo, sino considerando con humildad mental que los demás son superiores” (Filipenses 2:3).
  • No se ofenda por cualquier cosa. “No te des prisa en tu espíritu a sentirte ofendido.” (Eclesiastés 7:9).
  • Sepa cuándo callar. “Todo hombre tiene que ser presto en cuanto a oír, lento en cuanto a hablar, lento en cuanto a ira.” (Santiago 1:19).
  • Escuche con empatía. “Regocíjense con los que se regocijan; lloren con los que lloran.” (Romanos 12:15).
  • Acostúmbrese a ser agradecido. “Muéstrense agradecidos.” (Colosenses 3:15).
  • Perdone cuanto antes. “Que no se ponga el sol estando ustedes en estado provocado.” (Efesios 4:26). “Es hermosura de su parte pasar por alto la transgresión” (Proverbios 19:11).
  • La abnegación refuerza el compromiso. “No vigil[e] con interés personal solo sus propios asuntos, sino también con interés personal los de los demás.” (Filipenses 2:4).

Además, si dos se acuestan juntos, entonces ciertamente se calientan; pero ¿cómo puede mantenerse caliente uno solo? Y si alguien pudiera subyugar a uno solo, dos juntos podrían mantenerse firmes contra él. Y una cuerda triple no puede ser rota en dos pronto (Eclesiastés 4:11, 12).

MartinLucero2

¡Que Jehová Dios los bendiga abundantemente en esta nueva empresa!

 

* Referencia: Revista ¡Despertad! de julio de 2008, páginas 6-9.